jueves, 10 de noviembre de 2016

ITALIA: Una declaración de los camaradas de PC maoísta sobre el triunfo electoral de Trump en EE.UU.



Ganó Trump!
Ganó el fascismo-imperialismo – como la BREXIT, peor que la BREXIT


El imperialismo yanqui responde a su crisis interna e internacional con el fascismo-imperialismo.
Trump recoge y dirige la protesta reaccionaria de masa, incluso la de la masiva aristocracia de la clase obrera de Estados Unidos y de las minorías nacionales integrados en la sociedad norteamericana como pequeña y media burguesía propietaria
El triunfo de Trump muestra de que barbarie es hecha la autodenominada "democracia americana": el poder a un multimillonario, en guerra contra los pobres al interior, contra los pueblos oprimidos al exterior.
El triunfo de Trump muestra que el imperialismo yanqui es un monstruo con mil cabezas, que hay que atacar y combatir en todos los aspectos y en todas las partes del mundo.
El triunfo de Trump es la marcha del nazismo de nuestro tiempo y indica a todos los países imperialistas el camino del fascismo moderno y el nazismo.
El triunfo de Trump es estado de policía, de una policía asesina serial, es militarización y estado de emergencia del territorio, guerra interna.
El triunfo de Trump es la moderna Edad Media como futuro de los países imperialistas, contra los derechos de la mujer, contra los afroamericanos - un nuevo Ku-Klux-Klan - en contra los inmigrantes con muros, expulsiones, persecuciones, el neo-fundamentalismo religioso armado y de estado, contra los musulmanes, etc; es luche y leyes contra cualquier idea progresiva en las escuelas, las universidades, los medios de comunicación, el cine, la cultura, el arte ...

Imperialismo es guerra, reacción y barbarie

¡Construir en los EE.UU, en los países imperialistas, en todo el mundo, la oposición revolucionaria, las luchas revolucionarias de liberación, la construcción y organización e la unidad de los proletarios y los pueblos oprimidos del mundo!

¡Muerte al imperialismo!
¡Socialismo o barbarie!

Partido Comunista maoísta – ITALIA
9 de noviembre 2016

1 comentario:

Leonardo Landeta dijo...

Es importante no perder la objetividad en relación al triunfo de Trump en las elecciones de los EEUU.

Es irrelevante que sea multimillonario, ¿o es que acaso si no lo es las cosas van a ser diferentes al interior de los EEUU y también en su política exterior? Obama no tiene el poder económico de Trump ¿y es que acaso su régimen no ha sido fascista, guerrerista?

No es cierto que el triunfo de Trump manifieste un estado policial, ¿o es que acaso con la victoria de Clinton u otro iba a ser diferente?, No, la naturaleza del imperialismo es esa, militarista, policial, requiere ese comportamiento para poder salir de su crisis, sostenerse.

La victoria de Trump responde a una necesidad del estado, del viejo estado, tiene que reacomodarse, es lo importante, es lo que debemos entender, debe reorganizarse, en eso los gringos son claros más allá de las protestas, movilizaciones. La victoria de Trump responde a la necesidad de que los EEUU vuelquen sus ojos sobre el fortalecimiento de su institucionalidad, su economía, su política interna, externa, y en eso Trump abona con su discurso y propósitos. De que deviene en nazismo?, habrá que ver, eso que de el imperialismo se vuelve fascista o nazi sugiere que no lo ha sido en todo este tiempo de agonía y no es así. Al imperialismo no solo debemos verlo dentro de los EEUU sino por fuera, y sus expresiones están ahí, en el sionismo israelí, en la brutalidad del EI, en el corporativismo de los reformismos del siglño XXI, etc.